Libra está siendo amenazada por los políticos de USA

Facebook LIBRA

Los últimos días han traído niveles renovados del caos y de la incertidumbre donde están instalados los mercados de cifrado. Estos niveles de desconexión provienen en parte de una carta enviada por los senadores Sherrod Brown y Brian Schatz a los CEO de Visa, Mastercard, y Stripe.

Gabor Gurbacs tweet LIBRA

La carta pone de relieve las preocupaciones de los senadores alrededor del Proyecto Libra, la criptomoneda de Facebook, incluyendo su falta de entendimiento sobre cómo Facebook y los otros miembros participantes se ocuparían del lavado de dinero, de la financiación del terrorismo y otras regulaciones financieras. Francamente, el envío de una carta a los directores generales de las empresas del sector privado no es nada sorprendente, pero un párrafo específico de la carta si.

Antes del final, los senadores afirmaron:

“Facebook Libra parece querer los beneficios de participar en actividades financieras sin la responsabilidad de ser regulada como una empresa de servicios financieros. Facebook está tratando de lograr ese objetivo mediante el desplazamiento de los riesgos y la necesidad de diseñar nuevos regímenes de cumplimiento a los miembros de la Asociación Libra como a sus empresas. Si se toma esta actividad, se puede esperar un alto nivel de escrutinio de los reguladores no sólo en las actividades relacionadas con Libra, sino en todas las actividades de pago “.

Esta carta llevó a los anuncios de Visa, Mastercard, y Stripe a abandonar la Asociación Libra el pasado viernes. A ellos se unen a eBay, Mercado Pago, PayPal y ayer mismo Booking Holdings. No se les puede culpar. ¿Quién quiere luchar contra el gobierno de Estados Unidos?

La presión que se aplica a los miembros de la Asociación de Libra es importante y se ponen de relieve que los reguladores y los legisladores casi siempre citan sus preocupaciones con el lavado de dinero, KYC, u otras regulaciones preventivas cuando se habla de monedas digitales. Sin embargo según estimaciones recientes, afirman que más de 2 billones de dólares se lavan cada año.

Toda esta situación se está volviendo bastante compleja y no hay una solución fácil pero nos puede llevar a las siguientes cuestiones:

Tokenización del dólar – Esto crearía una moneda de reserva mundial más accesible, más barato y más rápido de usar. También crearía un nuevo nivel de transparencia que podrían parar gastos innecesarios del gobierno, reducir la corrupción y aumentar los ingresos fiscales.

Adoptar Bitcoin – La moneda digital descentralizado no puede ser cerrada y su tecnología aporta un sistema que no puede ser manipulado. Esto conduce a una alta probabilidad de que algunos países adopten Bitcoin y finalmente se convierte en una mejor opción que su moneda estado-nación. Si esto sucede en todo el mundo, los primeros países en cruzar el abismo (un término usado en el argot financiero estadounidense «crossing the chasm») tendrán una ventaja significativa.

Asociarse con empresas privadas – Si los reguladores y legisladores de verdad quieren detener el lavado de dinero y financiación de terrorismo, podría ser de utilidad que pongan foco en la construcción de soluciones para hacer eso. En lugar de luchar contra los innovadores de las nuevas tecnologías, los gobiernos estarían mejor si se asociaron con ellos y trabajaban juntos para construir soluciones con escenarios win-win.

Después de las recientes acciones de estos senadores estadounidenses, habrá que animar a Facebook para superar los obstáculos.

Suscríbete y recibe nuestras noticias y novedades